Contacto Banner


America, Mundo Arte y Cultura Tecnologia Espectaculos Ciencia y SaludLatinos en EE.UU. Mexico Cuba Comida LatinaUn Poco de Humor Publicidad Quienes SomosCartas al EditorWho We Are Advertising Contact Us


Obama y su Gabinete

Al centro, el presidente Barack Obama con su gabinete en plena sesión.
(Foto: Pete Souza, Casa Blanca).


100 Días: Obama entre Elogios y Críticas

JESUS HERNANDEZ CUELLAR

Con elogios y críticas, una fuerte crisis económica, dos guerras en marcha y las amenazas nucleares de Irán y Corea del Norte todavía vigentes, Barack Obama llega a los 100 días de su presidencia agraciado por un nivel de aceptación ligeramente superior al de su antecesor, George W. Bush, en el mismo período, y una promesa de cambio que pasa por una saludable luna de miel con los medios de comunicación de Estados Unidos y el resto del mundo.

Su paquete de estímulo económico de 787 mil millones de dólares, su presupuesto de 3.6 millones de millones de dólares, y el déficit presupuestario de un millón de millones, son los puntos de mayor interés para quienes lo elogian y quienes lo critican, según las encuestas más recientes. También, por supuesto, los llamados "bailouts" o planes de ayuda a las industrias bancaria, de seguros y automotriz, que ha puesto en marcha de manera más agresiva que Bush, han sido objeto de no pocas polémicas entre liberales y conservadores estadounidenses. Hay también conservadores que lo apoyan y liberales que lo critican.

Ingredientes del Cambio

Durante su campaña electoral, Obama prometió ser el presidente del cambio, y desde el pasado 20 de enero ha dado señales de serlo. Lee 10 cartas del público diariamente, y muchas veces las responde de su puño y letra. Sus asesores y colaboradores más cercanos, han llenado la Casa Blanca de celulares inteligentes. Ha dado luz verde a las investigaciones científicas con células madre, ha manifestado sus simpatías por los matrimonios entre homosexuales, y ha generado una fuerte controversia por haber revelado varios memorandos oficiales sobre la llamadas "torturas simuladas" durante los interrogatorios de la CIA a prisioneros presuntamente vinculados a la red terrorista Al-Qaeda y al grupo extremista afgano conocido como el Talibán.

Su tono pausado, conciliador, sin perder la compostura, es posiblemente su diferencia más notable frente a Bush y su oponente electoral, el senador republicano John McCain, en lo que a forma se refiere. El hecho de que es abogado de profesión y escritor, y ha sido profesor de derecho constitucional lo han ayudado mucho en su comportamiento público, han señalado quienes lo conocen. Pero tal vez sea su propósito de dar una nueva imagen de Estados Unidos, lo que ha permitido a este organizador comunitario nato ganar simpatías entre los votantes norteamericanos más jóvenes, los sectores liberales y, sin dudas, en otros países en los que hay sentimientos de amor y odio hacia el gigante americano.

Política Exterior, América Latina e Inmigración

En política exterior, ha prometido retirar las tropas de Irak, para lo cual ya tiene un programa, y ha decidido concentrar sus fuerzas militares en Afganistán, donde aparentemente se ha producido un resurgimiento tanto de Al-Qaeda como del Talibán. Emprendió acercamientos cautelosos con el gobierno de Irán, que han colocado a la defensiva al régimen islámico de ese país, según algunos analistas. Su gira europea, especialmente en busca de consenso para aplicar una política global contra la crisis económica fue un éxito diplomático, pero no podría decirse que consiguió resultados específicos ni apoyo de países como Francia y Alemania.

Más tarde, se reunió con los presidentes latinoamericanos en la Cumbre de las Américas, donde prometió tratar a la región de igual a igual, y aconsejó a los líderes del continente no culpar a Estados Unidos de todos los males de sus países. Dijo que no había viajado a Trinidad y Tobago, sede del cónclave, para hablar del pasado sino para comprometerse con el futuro en una nueva relación con el continente, en la que "no habrá socios mayores y socios menores".

Su encuentro en esa cumbre con el venezolano Hugo Chávez, con el que intercambió un inevitable estrechón de manos, fue controverisial en Estados Unidos. Resistió estoicamente una fuerte ofensiva de los grupos de la izquierda radical en aquella reunión, para que eliminara el embargo a Cuba, normalizara las relaciones con el régimen comunista de Fidel y Raúl Castro y apoyara el retorno de Cuba a la Organización de Estados Americanos (OEA). Con una sonrisa en los labios, dejó claro ante Chávez, el presidente nicaragüense Daniel Ortega y su colega argentina Cristina Fernández de Kishner, entre otros miembros de ese grupo, que había abierto el diálogo con Cuba, pero había que hablar con los dirigentes cubanos de "derechos humanos, prisioneros políticos, libertades fundamentales y partidos políticos". El último día llamó la atención a estos presidentes de que había una realidad que no se podía negar: "los cubanos no son libres".

Poco antes de la cumbre, como gesto de buena voluntad, eliminó las restricciones de viajes y envíos de remesas de cubanoestadounidenses a Cuba, que había impuesto Bush en junio de 2004 como represalia por el fusilamiento de tres jóvenes cubanos y el encarcelamiento de 75 opositores pacíficos, algunos de los cuales fueron condenados a penas de hasta 28 años de cárcel, entre marzo y abril de 2003.

Por otra parte, ha expresado su voluntad de cooperar con el gobierno de México en la lucha contra el crimen organizado, por lo menos con asesoramiento y con los ingredientes propios del Plan Mérida, que ya estaba en marcha para combatir el narcotráfico. Ante la amenaza de los cárteles de la droga, que ya han penetrado el territorio norteamericano, muchos expertos creen que Obama no tendrá otra alternativa que militarizar la extensa frontera sur que Estados Unidos comparte con México.

Miembro de un minoría étnica e hijo de un estudiante africano, Obama ha prometido también reactivar un nuevo debate en busca de una reforma migratoria, que no sólo pretende implementar controles más rígidos en la frontera sur, sino también encontrar un camino para la legalización de entre 12 millones y 15 millones de inmigrantes indocumentados que viven en Estados Unidos. La reforma migratoria se debatió sin éxito en ambas cámaras del Congreso en 2006 y 2007. Hay por lo menos dos proyectos de ley que podrían servir de punto de partida para una nueva ronda de negociaciones en el parlamento estadounidense. Obama ha prometido reanudar este esfuerzo en sus primeros 12 meses de gobierno.

Aceptación en las Encuestas

De cara a los primeros 100 días del mandato de Obama, una encuesta divulgada el 24 de abril por el diario USA Today y la firma Gallup refleja que dos tercios de los estadounidenses apoya la gestión del nuevo mandatario, y cree que sus principales logros han sido mejorar las relaciones con otros países, aprobar el paquete de estímulo económico, la ayuda a las corporaciones en peligro de quiebra, arreglar errores pasados y mantener al público informado. En la misma encuesta, los críticos del mandatario citan, entre lo que Obama habría hecho mal, dar mucho dinero en ayuda a las corporaciones, incurrir en muchos gastos, crear un alto déficit presupuestario, ser demasiado amistoso con los enemigos de Estados Unidos y haber cometido errores al elegir a miembros de su gabinete.

Esta encuesta otorga a Obama 65 por ciento de aprobación mientras que otra del Pew Research Center concede al mandatario 63 por ciento y una de la Associated Press y GfK Roper Public Affairs and Media presenta 64 por ciento de encuestados favorables a Obama. Una más de Fox News y Opinion Dynamic Corp. otorga a Obama 62 por ciento, un punto menos de lo que tuvo George W. Bush en sus primeros 100 días de 2001, que fue de 63 por ciento, de acuerdo con los mismos encuestadores. Todas estas encuestas se dieron a conocer el viernes 24 de abril de 2009.

El diario USA Today y Gallup midieron la aprobación que tuvo Bush en sus primeros 100 días de gobierno, entre el 20 y el 22 de abril de 2001, y esta fue de 62 por ciento, a pesar de que su llegada a la Casa Blanca se debió a un fallo de la Corte Suprema en medio de una apretada elección frente al entonces vicepresidente Al Gore. El presidente Bill Clinton tuvo 55 por ciento de aprobación en sus primeros 100 días, en 1993, y George Bush padre, 58 por ciento en 1989, según USA Today y Gallup.

Muchos analistas políticos admiten que 100 días de gobierno ha sido siempre un período muy corto, apenas tres meses y 10 días, para evaluar la gestión de un presidente, pero en esta ocasión el análisis de la labor presidencial es mucho menos precisa, debido a la fuerte crisis económica que vive el mundo de hoy.

Mientras tanto, los medios de comunicación de Estados Unidos han preparado ediciones y programas especiales para esta ocasión, que se conmemora el miércoles 29 de abril. Los conservadores acusan a los medios de haber hecho toda una apología de Obama en estos primeros 100 días, con pobre sentido crítico. Los liberales acusaron a los medios, durante los ocho años de Bush, de ser monopolios al servicio de la derecha. Un estudio de las universidades de California en Los Angeles (UCLA) y Missouri de finales de 2005, examinó la cobertura hecha por los 20 principales medios de comunicación de Estados Unidos durante los 10 años anteriores a esa investigación, y el resultado fue que sólo dos, Fox News y el diario Washington Times, se inclinaban a la derecha. Los demas estaban a la izquierda del votante estadounidense.

(Hernández Cuéllar es director y editor de Contacto Magazine, revista que fundó en julio de 1994 en Los Angeles, California. Ha sido además redactor de la agencia EFE en La Habana, Cuba, San José, Costa Rica, y Los Angeles, California, así como editor metropolitano del diario La Opinión de Los Angeles e instructor de periodismo de la Universidad de California en Los Angeles, UCLA --- Biografía).

ARTICULOS RELACIONADOS:

Obama y el Miedo a la Inseguridad

Inmigración - En Busca de Señales

Obama Ganó $2.6 Millones por Venta de Libros

Obama y las Relaciones con Cuba

¿Por Qué una Reforma de Salud?

Deportaciones - Un Asunto de Conciencia


Fiesta Latina

Latinos en Estados Unidos

Su
Dirección Electrónica:



Escriba su Comentario:

 


Fiesta Latina - Contribuciones de los hispanos a EE.UU.

Café Impresso (Un espacio digital de opinión)
© Contacto Magazine

Todos los Derechos Reservados. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos periodísticos de Contacto Magazine en medios impresos, radio y televisión, libros, sitios web de Internet, CDs, DVDs y otros medios de comunicación masiva. Los interesados en recibir una licencia de reproducción del contenido de Contacto Magazine, pueden enviar una solicitud al editor.


América-Mundo, Arte y Cultura, Espectáculos, Ciencia y Salud, Latinos en EE.UU., México, Cuba, Tecnología, Un Poco de Humor, Comida Latina, Portada, Directorio Comercial Clasificado

Contacto Logo
Calendario de Eventos

Fiesta Latina

CNSClientsCONTACTO:October08