Volver a Primera Página - Visitar el Directorio Comercial Clasificado







 

EE.UU., Destino de Emigrantes Latinoamericanos


Estados Unidos es el destino principal para los emigrantes latinoamericanos que buscan un nivel de vida mejor, a pesar de que el gobierno norteamericano tiene una estricta política de control migratorio, de acuerdo con un estudio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), organización con sede en Santiago de Chile.

El estudio de la CEPAL revela que de los 20 millones de latinoamericanos que viven fuera de su país en forma legal o indocumentados, unos 14 millones han ido a parar a Estados Unidos, de acuerdo con cifras del año 2000.

Por su parte, la Oficina del Censo de Estados Undos informó el año pasado que, de acuerdo con el censo del año 2000, 35 millones de hispanos vivían en territorio norteamericano, 20.3 millones de ellos de origen mexicano. El censo norteamericano contó tanto a los emigrantes como a los hijos de éstos nacidos en Estados Unidos.

El informe de la CEPAL agrega que pese a la preferencia de los inmigrantes por Estados Unidos, en los últimos meses la tendencia a emigrar a este país ha disminuido, en parte por la crisis económica que afecta a los países latinoamericanos y por la desaceleración de la propia economía norteamericana.

"La migración hacia Estados Unidos ha tenido cierta disminución de la intensidad en los últimos meses, producto de la postergación de proyectos migratorios de las familias, dadas las vicisitudes negativas que enfrentan las economías", dijo Jorge Martínez, experto de la división de población de Cepal.

Explicó que la decisión de emigrar requiere que las familias tengan algún capital para iniciar su vida en otro país, lo que se ha visto dificultado por las crisis en las principales economías de la región.

"La baja en el flujo migratorio a Estados Unidos también tiene que ver con un endurecimiento y el mayor control y rigurosidad de las fronteras", aclaró Martínez, quien participa en Santiago en una conferencia hemisférica sobre migración y derechos humanos.

El organismo, dependiente de las Naciones Unidas, estimó que las remesas de los emigrantes latinoamericanos desde Estados Unidos sumaron unos 17.000 millones de dólares en el 2000, de los cuales México recibió cerca de 7.000 millones.

El secretario ejecutivo de la CEPAL, José Antonio Ocampo, dijo que el abundante flujo de latinoamericanos hacia Estados Unidos no implica que esa nación discrimine a los inmigrantes.

Sin embargo, reconoció que la alta presencia de indocumentados hace imposible que ellos sean amparados por leyes sociales y que tengan acceso a salud y educación.

"Estados Unidos es el principal destino de los emigrantes latinoamericanos y caribeños, pero de ninguna manera puede uno implicar con eso que se ha dado una situación más grave en términos relativos sobre el tema del respeto a los derechos de esas personas", dijo Ocampo.

"En el caso de la gente en situación de indocumentación, esas personas pueden no ser objeto de violaciones de sus derechos fundamentales, pero tienen muchas veces, no sólo en Estados Unidos, una situación muy precaria en muchos sentidos", añadió.

La conferencia sobre migración, que reúne a representantes gubernamentales de 34 países americanos y que se extenderá hasta el 21 de noviembre, dará a conocer una declaración de compromiso de los países de mejorar la integración de los inmigrantes en los países que los reciben.

Ver la sección especial "El Peso de la Hispanidad"

© CONTACTO Magazine

Publicado en CONTACTO Magazine el 20 de noviembre de 2002

Volver a Primera Página Visitar el Directorio Comercial Clasificado