Esta Maravillosa Vida Sex … agenaria


Logo de Café Impresso, columna de Jesús Hernåndez Cuéllar

Esta Maravillosa Vida Sex … agenaria

Es que en la Febril Defensa de la Edad se me Atoró… el Teclado…

JESUS HERNANDEZ CUELLAR

Lo sospeché desde un principio. Es absolutamente posible tener una vida maravillosa después de los 60. Lo único diferente - vaya diferencia - es que hay ciertas cosas que no se pueden hacer como cuando teníamos 20. Tampoco se podían hacer cuando teníamos 50. Un momento … también hay cosas que se hacen a los 60, que no se pueden hacer a los 20. Me asombro de ver a cierta gente con planes espectaculares a esta edad… Hillary Clinton quiere ser presidenta de Estados Unidos, si lo logra, llegará a la Casa Blanca con 69. Ronald Reagan atrapó la presidencia con las dos manos a solo unos días de cumplir 70. Y se retiró a punto de llegar a los 78. Su vice, George H. W. Bush, lo sustituyó cuando tenía 64 años y hace muy poco se lanzó desde un avión en paracaídas, para celebrar sus 90.

 

Seguramente, todo eso es posible por aquel antiguo refrán de que "más sabe el Diablo por viejo que por Diablo". ¿Será cierto?


Empleados del diario Noticias del Mundo de Los Angeles, a mediados de los 80.

Periodistas y empleados del diario Noticias del Mundo de Los Angeles, a mediados de la década de los 80. Algunos no han cumplido los 60 todavía. A la derecha con traje claro, Rafael Prieto Zartha, editor del diario y actualmente director editorial de Qué Pasa / Mi Gente en Charlotte, Carolina del Norte. Está flanqueado por Carmen Morán, extrema derecha (en la foto quiero decir), Katia Ramírez Blankey detrás y Mercedes Bobadilla a su derecha con chaqueta roja. Al centro con una sonrisa Rosa María Villalpando, ahora dedicada a la psicología. A ese equipo correspondió cubrir la reforma migratoria de 1986 en Estados Unidos.

Pasan los años y entendemos que aquello que mucha gente dice cuando es joven, de que volvería a vivir la misma vida que ha tenido si tuviera la oportunidad de hacerlo, no es igual para todos. Yo no lo haría… ¿volver a vivir la misma vida? ¡Ni que fuera masoquista yo! A lo sumo, sí volvería a ser periodista … en el Washington Post o en el New York Times. Y si pudiese ser dueño de uno de esos dos periódicos, o de los dos, mejor. Aunque yo creo que no me vendría nada mal inventarme algún artilugio de esos que cambian la vida de las personas, una onda al estilo de Facebook. No tanto por cambiar la vida de la gente - vaya manía de meterse en lo que a uno no le importa-, sino por la fortuna personal que a sus 30 años tiene Mark Zuckerberg. Nada menos que 25 mil 300 millones de dólares. ¿Se imaginan qué podríamos hacer con esa cantidad de dinero? En mi época no había nadie, que yo recuerde, que se hubiese hecho multimillonario antes de los 30, por su propio esfuerzo.

Los chicos de hoy se frustran cuando lo ven a uno calmado, mientras ellos están recibiendo una llamada por su smartphone, y a la misma vez un email, un mensaje de texto y dos notificaciones, una de Facebook y otra de Twitter, en el preciso instante en que están viendo un video de Shakira en YouTube. Es que no entienden que los más jóvenes de aquella generación, venimos de una época en que algunas personas nos dejaban un mensaje en la contestadora automática de la casa a las 9 de la mañana, con la esperanza de que nosotros lo pudiésemos escuchar a la 6 de la tarde, al regresar del trabajo. La contestadora era todo un adelanto, porque antes que ella había que llamar, llamar y llamar hasta que alguien tomara el teléfono. En aquellos días, lo más parecido a Facebook era un pedazo de papel, clavado en la puerta de la casa y escrito a mano, que decía: "hace tres días que te estoy buscando, ¿donde te has metido?"

Empleados y periodistas de La Opinión de Los Angeles.

Gente que narró la crónica de la comunidad hispana desde las páginas de La Opinión a principios de los 90. De izquierda a derecha, José Luis Sierra, fallecido en septiembre de 2014; Pilar Marrero, reportera durante 25 años; Miguel Molina, desde hace años en la BBC en Gran Bretaña; y Maribel Hastings, corresponsal en Washington durante casi dos décadas y asesora ejecutiva de America's Voice actualmente. (Foto: Antonio Chávez).

Las emociones también eran diferentes. En las jornadas periodísticas más recientes, a principios de los 90, esa consagrada y respetable escritora llamada Pilar Marrero escondía su pager en el fondo de su cartera temiendo que yo le hiciera un beep para cambiarle la nota de inmigración que ella misma había elegido. El pager era otro avance fuera de serie. Claro, con el beep ella tenía que ir a la gasolinera más cercana y pedir que le permitieran hacer una llamada telefónica al diario. Por tratarse de ella - a los 50 todavía se ve espectacular - se lo permitían. José Luis Sierra y Paco Robles, ambos en MundoFox ahora, no siempre corrían con la misma suerte de Pilar. Se entiende, no tenían los mismos atributos. Increíble, hacíamos periodismo sin Google, sin Twitter, sin Facebook, sin YouTube, sin móviles inteligentes, sin correo electrónico. Es más, había computadoras pero no eran personales y Bill Gates estaba apenas dándole vueltas a la idea de crear el sistema operativo Windows. Lo más parecido a los aparatos que llegaron con la revolución tecnológica, era un teléfono medio celular, con unas 10 libras de peso, que compró La Opinión más o menos por la época en que… tal vez un poco antes … Monica Lewinsky y Bill Clinton, bueno ya conocen esa historia.

Lo más peligroso era que el coche se descompusiera en una autopista. A veces había que caminar casi un kilómetro para llegar a una caja telefónica y pedir auxilio. Peor aun si se averiaba en un vecindario de gente con cara de pocos amigos. "Who're you?, call whom?, get out of here!"

La suerte de mi generación es que ha vivido con dignidad el tránsito de una época a la otra, de la máquina de escribir y el teletipo a las computadoras personales, y de ahí a las laptops, a las tablets y a los smartphones. De los archivos de papel a los laberintos digitales de la red. Vamos, que si nos cortan la luz por falta de pago, sabemos escribir con un lápiz sobre un pedazo de papel alumbrándonos con una vela. Y si lo que buscamos no está en Google ni en Twitter, podemos encontrar hasta debajo de las piedras, cara a cara, al que tiene la información. Así fue que encontramos las manchas de aquello en el vestido de Monica Lewinsky…, y tantas otras manchas. ¿Se imaginan lo que es estar en medio de los disturbios civiles del 92, con fuegos y pedradas a tu alrededor, sin un móvil inteligente? ¿O con la tierra temblando a tus pies, sin poder mandar siquiera un mensaje de texto?

Vale la pena hacer un brindis por esta maravillosa vida sexagenaria, en la que el sobrepeso nos permite a algunos apoyar en ciertas partes del cuerpo la ligereza de una iPad, y las primeras arrugas son útiles para que las chicas de hoy sustituyan los piropos de ayer ante aquellas pícaras miradas nuestras, por respetuosos elogios a cierto grado de sabiduría, al paso de la experiencia.

Ahora me despido apresuradamente, antes de que Pilar, Maribel, Paco y Monica Lewinsky vengan por mi.

(Hernández Cuéllar es director y editor de Contacto Magazine, revista que fundó en julio de 1994 en Los Angeles, California. Desde 1981 ha trabajado en todo tipo de medios: agencias de prensa, diarios, radio, televisión, semanarios, internet, revistas y redes sociales. Fue redactor de la agencia EFE en Cuba, Costa Rica y Estados Unidos, así como editor metropolitano del diario La Opinión de Los Angeles, California, e instructor de periodismo de la Universidad de California en Los Angeles, UCLA).


Para enviar un mensaje a ContactoMagazine.com

Música, Cine, Festivales, Eventos Especiales

EE.UU.: Los Hispanos Abrazan la Tecnología Digital

Más de $60 Mil Millones en Remesas para América Latina

Más sobre los Latinos en Estados Unidos

 


Portada de ContactoMagazine.com


© Contacto Magazine

Todos los Derechos Reservados. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos periodísticos de Contacto Magazine en medios impresos, radio y televisión, libros, sitios web de Internet, CDs, DVDs y otros medios de comunicación masiva. Los interesados en recibir una licencia de reproducción del contenido de Contacto Magazine, pueden enviar una solicitud al editor.


América-Mundo, Inmigración, Arte y Cultura, Espectáculos, Ciencia y Salud, Latinos en EE.UU. México, Cuba, Tecnología, Un Poco de Humor, Fiesta Latina, Comida Latina, Café Impresso, Portada










Ciberguerras

Alerta ante el Peligro de las Ciberguerras

La informática se está convirtiendo poco a poco en un arma peligrosa, y las guerras del futuro ya se están librando a ciertos niveles en el espacio cibernético. El secretario de Defensa de EE.UU., Chuck Hagel, informó que el Pentágono está dándole una importancia significativa a su unidad de ciberguerras con el propósito de frenar cualquier ataque extranjero contra sus redes e infraestructura.


Muchos se preguntan si se puede predecir un terremoto.

¿Se Puede Predecir un Terremoto?

Desde hace años los californianos esperan un devastador terremoto de más de ocho grados en la escala de Richter, que ha sido bautizado antes de llegar con el nombre de "El Grande" (The Big One). Muchos creen que cuando ello ocurra, California podría quedar dividida en dos, con la región que corre sobre las costas del Pacífico posiblemente convertida en una isla. ¿Exageración?

Sector financiero de Nueva York.

¿Un Sustituto para Estados Unidos?

• Un Estudio de Inteligencia Militar Señala que la Economía de China Superará a la de EE.UU. antes de 2030.

• Si Bien el Poder Económico, Tecnológico y Militar de Washington es Asombroso, su Enorme Deuda Pone los Pelos de Punta.

• Analistas de Ideas Contrarias como Carlos A. Montaner, Noam Chomsky y Roberto Alvarez Quiñones No Ven un Competidor para EE.UU.

Las dantescas imágenes del derrumbe de las torres gemelas del World Trade Center de Nueva York en 2001, las apocalípticas escenas de las guerras de Irak y Afganistán y el estallido de la crisis financiera de 2008 que profundizó el camino hacia la Gran Recesión, así como el impresionante crecimiento económico de China y la enorme deuda pública de Washington son, para muchos, pruebas irrefutables de que Estados Unidos no podrá ser por mucho tiempo más la potencia hegemónica más próspera y poderosa que haya conocido la historia de la humanidad. ¿Será cierto? Y si lo es, ¿qué otro país podría ocupar esa privilegiada posición?

El Congreso de EE.UU. en pleno...

Reforma Migratoria: ¿Por Qué en el 86 Sí?

Durante una larga etapa, el Congreso de Estados Unidos, organizaciones comunitarias, líderes políticos y religiosos, amigos y enemigos, han sido protagonistas de un intenso debate acerca de la posibilidad de cambiar las leyes de inmigración, ante la presencia innegable de 11 millones de extranjeros sin documentos migratorios. En 1986 se aprobó una reforma a las leyes vigentes que permitió la legalización de unos tres millones de inmigrantes indocumentados. En la última década, repetir aquel proceso con éxito, ha sido poco menos que imposible. ¿Por qué aquella vez sí se pudo y ahora el mismo propósito se mantiene en el limbo?